9 Pasos Para Tratar Cortes, Heridas Y Rasguños En Casa.

Los cortes y rasguños, aunque son comunes, siempre se deben atender con prontitud para evitar infecciones y problemas más serios. El tratamiento casero básico para heridas menores implica el control de la hemorragia, la cuidadosa y minuciosa limpieza, y el vendaje de la herida. Veamos a continuación cuales remedios son efectivos para cuando se produce una herida leve o superficial en nuestra piel.

Los remedios a base de hierbas son una forma práctica y efectiva para tratar las heridas en el hogar. Asegúrese de que sus vacunas contra el tétanos estén actualizadas. Mantenga un botiquín de primeros auxilios en el hogar provisto del equipo esencial para tratar las heridas.

 

Consejos para tratar una herida en casa

  • Detenga el sangrado
  • Limpie
  • Seque
  • Cubra
  • Obtenga alivio del dolor
  • Pruebe hierbas como la cúrcuma, la caléndula, el aceite de árbol de té y el aloe vera
  • Vacúnese contra el tétanos

 

Los cortes y las heridas pueden ser un problema molesto cuando está ocupado con su vida, pero ¿sabía que los descuida bajo su propio riesgo? Entre las muchas funciones importantes que realiza su piel, una es la de proteger su cuerpo de los gérmenes. Cuando el cuerpo está herido, las fisuras en esta barrera protectora pueden permitir que los gérmenes invadan nuestro cuerpo, y es por eso que es importante tratar los cortes y las heridas con prontitud. Algunas heridas también pueden necesitar más cuidados de los que puede proporcionar en casa, así que siga leyendo para descubrir cómo abordar dichas situaciones de manera apropiada.

 

Su primer paso: conozca su herida

¿Abrasión, incisión o laceración? Tener una idea de los distintos tipos de heridas lo ayudará a determinar su gravedad, cuándo será suficiente la atención casera y cuándo buscar ayuda médica inmediata.

 

Abrasión: Algunas partes del cuerpo que son huesudas y están ligeramente cubiertas con piel, como las rodillas, los tobillos, las espinillas y los codos, son especialmente propensas a que la epidermis (la capa superficial de la piel) se raspe o rasguñe, ¡como cualquier padre con niños activos podría decirle! Las abrasiones, como se las llama, pueden ser dolorosas ya que las terminaciones nerviosas de la piel se dañan.

 

Incisión: cuando su cuchillo de verduras corta sobre la yema del dedo, eso es una incisión. Este tipo de herida ocurre comúnmente en casa en las manos, la cara y la cabeza. Si la incisión es profunda, puede afectar músculos, nervios, ligamentos, tendones e incluso los huesos subyacentes. Si bien las incisiones menores se pueden tratar en casa, es mejor llevar una herida profunda tan pronto como sea posible a un médico quién evaluará la extensión del daño.

 

Laceración: el impacto de un objeto contundente, como un bate de madera, puede partir la piel, causando una laceración, una herida que parece irregular o áspera a diferencia del tajo limpio de una incisión. Esto también debe remitirse lo más rápido posible a un médico si es profunda y dentada o si presenta una hinchazón considerable.

 

Siga estos 9 pasos de primeros auxilios para heridas superficiales

Las heridas menores, cortes superficiales y raspaduras, se pueden tratar primero en casa con primeros auxilios simples. Las sencillas medidas que se encuentran a continuación asegurarán la protección contra la infección y promoverán el propio proceso de curación del cuerpo.

 

1. Detenga el sangrado

Tome una toalla limpia o una servilleta y presiónela suavemente contra el área herida hasta que se detenga el sangrado. Esto tomará unos pocos minutos.

 

2. Lavase las manos

Enjabone y frótese las manos, enjuáguese bien y séquese las manos con una toalla limpia antes de comenzar a limpiar la herida para evitar infectarla. Utilice guantes desechables si tiene alguna cortadura en sus propias manos.

 

 

3. Limpie

Enjuague suavemente la herida y el área circundante con agua corriente limpia, tibia o una solución salina suave. Asegúrese de que no queden pequeñas partículas de tierra u otras materias extrañas en la herida, ya que aumentan el riesgo de infección. Sin embargo, si algo permanece incrustado en la herida, déjelo permanecer hasta que pueda obtener ayuda médica. Remoje un paño suave o una gasa y limpie suavemente la herida con agua o solución salina.

 

4. Seque

Tome una toalla suave y limpia y seque cuidadosamente el área alrededor de la herida. Evite usar antiséptico ya que puede dañar la piel. No use bolitas de lana de algodón ya que los hilos pueden adherirse a la herida húmeda.

 

5. Reposicione la piel

Si se ha desprendido un colgajo de piel, pero aún está adherido, tome una bolita o una pequeña almohadilla de algodón húmeda y deslice suavemente el colgajo hacia su posición.

 

6. Cubra

Vende el área ligeramente o aplique un vendaje antiadherente. Trate de no usar cinta adhesiva en esta etapa, ya que quitar el vendaje puede ser extremadamente doloroso y causar un mayor trauma en la piel.

 

7. Absorba cualquier hemorragia adicional

Si la herida sangra a través del vendaje, coloque otro encima y siga aplicando una suave presión sobre el área herida.

 

8. Solicite ayuda

Si se trata de algo más que una lesión menor, obtenga ayuda médica lo antes posible para averiguar qué otro tratamiento se requiere, si corresponde. Su médico o el personal del hospital también lo asesorarán sobre el seguimiento del posterior cuidado en casa.

 

9. Obtenga alivio del dolor

Si la herida duele demasiado, un analgésico puede ser necesario. Consulte con su médico sobre qué medicamento puede tomar. Además, manténgase hidratado para que los tejidos puedan sanar más rápido.

 

Hierbas medicinales para curar las heridas naturalmente

Si prefiere un ungüento natural para tratar heridas superficiales, échele un vistazo a estas conocidas hierbas por sus propiedades curativas naturales. Los estudios científicos también confirman que contienen potentes compuestos para combatir las infecciones y promover la curación. Después de limpiar la herida, aplique cualquiera de estas preparaciones herbales en la herida.

 

  • La cúrcuma tiene propiedades antiinflamatorias, antibacterianas y astringentes. En los países del sur de Asia, la cúrcuma es popular como un remedio fuera de la cocina para tratar cortes, hematomas y esguinces.

Para usar, simplemente prepare una pasta de cúrcuma en polvo con agua filtrada o hervida y aplique sobre la herida.

  • El aceite de árbol del té está bien documentado e investigado por sus propiedades antisépticas. Los estudios indican que posee poderosas propiedades antibacterianas que pueden matar hasta las bacterias resistentes a los antibióticos.

Unte aceite esencial de árbol de té en un hisopo de algodón y aplíquelo sobre la piel herida dos veces al día.

Limpie bien la herida con agua y jabón. Corte unas pocas pulgadas de una hoja de aloe de bajo crecimiento, córtela en toda su longitud y saque el gel. Aplique este sobre la herida, permitiendo que el gel se seque y forme un “vendaje” natural.

  • La caléndula o maravilla contiene flavonoides y otros compuestos que calman los tejidos inflamados y previenen la infección microbiana. Otros compuestos, como los carotenoides y los polisacáridos, ayudan a la piel a reconstruirse, lo que la convierte en la primera línea de tratamiento ideal para heridas y quemaduras. Puede comprar bálsamos y ungüentos a base de caléndula de venta libre en las tiendas de productos herbales.

 

 

Estos remedios a base de plantas son tan potentes como cualquier medicamento convencional. Recuerde hacer una prueba de parche para verificar reacciones alérgicas y posibles efectos adversos si planea usarlos en su botiquín de primeros auxilios. También sugerimos que los consulte con su médico como una cuestión de precaución.

 

Obtenga sus vacunas contra el tétanos

El tétanos es una enfermedad rara pero grave que puede causar la muerte sin un tratamiento oportuno. Normalmente, el tétanos que causa bacterias del suelo o el estiércol ingresa al cuerpo a través de cisuras en la piel, como cuando se cae a la calle y tiene abrasiones profundas. Las heridas de las picaduras también son susceptibles a la infección por tétanos.

 

Comuníquese con su médico si resulta herido y no se vacunó contra el tétanos (o si no está seguro de cuándo se vacunó contra el tétanos). Esto es imprescindible si su herida es profunda o si tiene suciedad y otras materias extrañas incrustadas en esta. Si desarrolla los síntomas típicos de la infección por tétanos – rigidez muscular, espasmos – obtenga ayuda médica de emergencia.

 

Esté preparado con un botiquín de primeros auxilios

Un botiquín de primeros auxilios con equipo básico para tratar heridas es invaluable, más aún cuando tiene niños pequeños activos. Abastézcase de estos elementos esenciales para el cuidado de las cortaduras/heridas, en particular:

 

  • Apósitos de gasa estériles en diferentes tamaños
  • Curitas en formas y tamaños variados
  • Un rollo de vendaje de crepé
  • Toallitas limpiadoras (sin alcohol)
  • Tijeras y pinzas
  • Guantes estériles desechables
  • Analgésicos (aspirina, paracetamol y paracetamol para bebés). Consulte con su médico qué debe dar, o no, a los niños. Verifique la fecha de caducidad de todos los medicamentos.
  • Un manual de primeros auxilios.

 

Además, abastezca la despensa de su cocina con algunos de los remedios a base de hierbas que hemos mencionado para que los tenga a mano.

 

Solicite ayuda médica en los siguientes escenarios

Busque ayuda profesional para tratar una herida cuando:

  • La herida es grande o penetra profundamente en la piel.
  • El sangrado no se detenga.
  • Rezuma pus y la piel está roja.
  • Partículas extrañas están incrustada en la herida.
  • Hay irritación y dolor.
  • La herida se debe a una mordida. La asistencia médica inmediata es imprescindible tanto para mordeduras humanas como de animales.

 

Recuerde, cualquier herida que esté infectada necesitará atención médica inmediata y debe abordarse de manera diferente.

 

¿No puede decidir si la herida es grave? Simplemente diríjase a su centro médico más cercano después de la limpieza básica y el vendaje, y deje que los profesionales evalúen qué se necesita. Si la herida es grande o muy profunda, limpiarán completamente el corte y, si es necesario, también lo coserán.

Por Dayana G.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *